• dom. Jul 3rd, 2022

Acapulco Digital

En la noticia, siempre ponemos la última línea

Eligen a joven estudiante de la zona rural de Acapulco para programa de la NASA

La ingeniera bioquímica Arlette Pamela Silva Hernández busca desarrollar una cámara antigravedad para combatir el cáncer. Necesita reunir poco más de 80 mil pesos para el viaje a Estados Unidos

Acapulco, Guerrero, 19 de marzo de 2022. Esta historia comienza cuando a Arlett, siendo una niña seria y tranquila de unos siete u ocho años, los estudios le daban igual, a pesar de la insistencia de sus padres.

En medio del ambiente que Aguacaliente, un pueblo pobre del Acapulco rural, ofrece a esa edad y entre los juegos con sus hermanas Karen y Vanessa, era dificil entender cuando sus padres le reclamaban y advertian que depende de uno salir adelante y que lo único que le iban a heredar era el estudio.

 

Está garantizada la entrega del fertilizante a tiempo, dice Evelyn; se reune con Villalobos

Pero fue luego de un momento especial-habia sacado 9 en un examen-y ante la sorpresa de sus padres, Esteban y Socorro, que se dio cuenta de que tenia posibilidades de soñar con salir y ser algo más que una chica seria y tranquila de una localidad de apenas un par de miles de habitantes y con problemas de marginación y pobreza.

No seria fácil, pero valdria la pena.

Ahora, Arlette Pamela Silva Hernández es una joven de 25 años egresada de la carrera de Ingenieria Bioquímica del Instituto Tecnológico de Acapulco y acaba de ser aceptada para participar en el International Air and Spa-ce Program 2022 que se desarrollará en unos meses en las instalaciones de la National Aeronautics and Space Administration (NASA) en Housville. Alabama. Estados Unidos.

 

La primera mujer guerrerense en asistir al programa, una de cuatro mexicanos seleccionados. una de las 60 personas que acudirán de todo el mundo.

 

Esto, asegura la joven, es el resultado de resistir y persistir y nunca desistir.

 

En entrevista a las afueras de las oficinas de la Secretaria de Relaciones Exteriores en Acapulco, la ahora vecina de la colonia Lázaro Cárdenas recuerda que una vez decidida trabajo duro para salir adelante de la mano de buenas calificaciones (estudió en la Técnica I y el Bachilleres 32) y la participación activa con la sociedad a la que, aseguró, siempre ha querido ayudar.

Deja un comentario